¿Qué es la computación en la nube?

La computación en la nube describe el acceso a recursos de TI a través de Internet, a menudo en un modelo de pago por uso, proporcionado bajo demanda por un proveedor de servicios en la nube.

Las organizaciones de todos los sectores están aumentando su dependencia de la nube

La infraestructura de creación de sistemas de computación en la nube representa más de un tercio de los gastos de TI. Este dato indica una creciente dependencia de infraestructura, administración, servicios de seguridad y aplicaciones externos.

La inversión en TI tradicional sigue disminuyendo

El gasto en la versión más tradicional de la TI interna es cada vez menor,y las cargas de trabajo se están trasladando gradualmente a la nube, ya sean servicios en la nube pública o nubes privadas creadas por empresas.

La computación en la nube se originó en los primeros años del nuevo milenio, pero la computación como servicio lleva mucho más tiempo entre nosotros. Comenzó en la década de 1960, cuando las agencias de informática permitían que las empresas alquilaran tiempo en sus unidades centrales para realizar tareas informáticas esenciales. Las agencias se beneficiaron al obtener capital adicional durante lo que de otro modo sería tiempo de inactividad de los ordenadores, y las empresas que alquilaron el tiempo informático disfrutaron de un ahorro en los costes al no tener que comprar, instalar y mantener hardware informático costoso y voluminoso.

Naturalmente, con el tiempo los ordenadores se volvieron más pequeños, más potentes y mucho más asequibles. El auge de los ordenadores personales llevó al aumento de los centros de datos corporativos, lo que permitió que las empresas almacenaran una gran cantidad de información en sus propias instalaciones. Sin embargo, a medida que los datos se volvieron más valiosos y más estrechamente vinculados a casi todos los aspectos de la empresa, la necesidad de contar con centros de datos y herramientas informáticas más avanzados nuevamente se volvió excesivamente costosa.

Para compensar estos costes y seguir disfrutando de los beneficios de Big Data, las empresas volvieron a contemplar la posibilidad de alquilar acceso a sus ordenadores. No obstante, esta vez los datos y servicios estarían disponibles a través de Internet. Este fue el nacimiento de la computación en la nube y los proveedores de SaaS entraron en escena rápidamente para ofrecer soluciones informáticas avanzadas a través de plataformas y herramientas basadas en la nube.

Autoservicio

Los clientes pueden utilizar un sitio web o un panel de control similar para suministrar recursos, como ordenadores, redes o cuentas de correo electrónico de usuario adicionales sin la necesidad de intervención humana o interacción entre clientes y proveedores.

Amplio acceso

Los usuarios de una amplia gama de dispositivos informáticos pueden acceder a los datos y a los recursos informáticos. Se puede acceder a la nube desde prácticamente cualquier dispositivo compatible con Internet, lo que incluye equipos de escritorio, portátiles, tablets, smartphones, etc.

Gráfico que muestra las diferentes características de la computación en la nube

Grupos de recursos

Los proveedores utilizan ordenadores compartidos para proporcionar servicios en la nube. Las tecnologías virtuales y los mecanismos de tenencia múltiple separan y protegen a los clientes y sus datos del acceso no autorizado.

Elasticidad rápida

La computación en la nube puede expandir o reducir de forma rápida y automática el procesamiento, el almacenamiento de datos y el ancho de banda de la red disponibles para satisfacer las necesidades del usuario.

Pago por uso

Los clientes solo pagan por los servicios informáticos que utilizan y, además, pueden supervisar su uso.

Si bien la computación en la nube describe cualquier recurso de TI al que se accede a través de Internet, las organizaciones y los proveedores utilizan y ofrecen servicios en la nube de diversas maneras. Existen cuatro tipos principales de implementación en la nube y tres modelos de servicio comunes.

Tipos de nube

  • Pública: utilizada por el público en general y administrada por una empresa, una organización externa o una organización combinada. La nube pública almacena datos de muchos clientes diferentes en servidores comunes, a la vez que utiliza medidas de seguridad avanzadas para garantizar que solo los usuarios autorizados puedan acceder a los datos.

  • Privada: utilizada exclusivamente por consumidores de organizaciones y administrada por la organización. Una nube privada solo atiende a una única organización.

  • Nube de la comunidad: se proporciona para su uso por parte de una comunidad de consumidores de organizaciones con inquietudes comunes. Es posible que esté gestionada y sea propiedad de organizaciones de una comunidad, un tercero o una combinación de ambas opciones.

  • Híbrida: compuesta por dos o más infraestructuras de nube (privadas, de la comunidad o públicas), brinda servicios exclusivos a entidades, pero también se rige por tecnologías estándar que permiten la portabilidad de los datos.

Gráfico que muestra los diferentes tipos de nube

Modelos de servicio

  • IaaS: la infraestructura como servicio es un sistema en el que los proveedores proporcionan opciones de conectividad y hardware físico de ordenador. Esto también se puede utilizar entre varios inquilinos mediante la tecnología de virtualización. Los clientes tienen la oportunidad de ejecutar sistemas y aplicaciones de su elección, mientras que el proveedor mantiene el hardware físico.
  • SaaS: el proveedor utiliza la infraestructura de nube para proporcionar aplicaciones de software a los clientes. Los ejemplos incluyen correo electrónico, documentos, hojas de cálculo, etc. Por lo general, se accede a estos servicios desde un navegador web y no requieren la instalación de software, aunque esta sigue siendo una opción.
  • PaaS: la plataforma como servicio incluye IaaS con la adición de aplicaciones de sistema y servidor. Esto permite que los clientes utilicen la infraestructura en la nube y el software que ha desarrollado el cliente con el uso de lenguajes de programación compatibles con el proveedor. Por lo general, el proveedor mantiene el hardware informático, el sistema operativo y las aplicaciones del servidor.

Si bien la computación en la nube es esencialmente un término general que abarca todas las formas de acceso remoto a recursos de TI, la gestión en la nube es algo diferente. Esta última describe las estrategias y herramientas diseñadas para optimizar los recursos y servicios de infraestructura de la nube en beneficio de una organización específica.

Flexibilidad

Los usuarios tienen la capacidad de escalar diferentes servicios en función de sus necesidades, acceder a aplicaciones en la nube desde cualquier lugar y personalizar las aplicaciones que utilizan.

Eficiencia

Los usuarios empresariales pueden acelerar más la comercialización de sus aplicaciones sin preocuparse por los costes subyacentes ni por el mantenimiento.

Valor estratégico

Existe una ventaja más competitiva, ya que las nubes proporcionan la tecnología más innovadora disponible.

Casos de uso de computación en la nube

  • Copias de seguridad de los datos
  • Recuperación ante desastres
  • Correo electrónico
  • Escritorios virtuales
  • Desarrollo de software
  • Análisis de Big Data
  • Aplicaciones web orientadas al cliente

Casos de uso de gestión en la nube

  • Gobierno y aprovisionamiento en la nube
  • Mejora de la velocidad del desarrollador
  • Ubicación inteligente de la carga de trabajo
  • Gestión del gasto de la nube

Otro aspecto de la gestión en la nube es el gobierno en la nube, que engloba la supervisión y regulación de asuntos tales como costes, operaciones, seguridad, riesgos, presupuestos y cumplimiento a través de múltiples nubes. En el gobierno en la nube, el enfoque está en los costes, la seguridad y las operaciones, mientras que la gestión en la nube a menudo se centra en los recursos. Naturalmente, hay una superposición considerable entre los dos términos.

Cuando se trabaja con una variedad de proveedores de nube, las empresas se enfrentan a desafíos únicos. Específicamente, no hay estandarización de modelos operativos entre proveedores, y cada opción trae consigo sus propias herramientas de aprovisionamiento patentadas. Esto conduce a una mayor complejidad operativa y hace que un gobierno eficaz resulte extremadamente difícil de lograr.

Una solución de gobierno en la nube eficaz permite que las empresas creen un marco de trabajo unificado para el aprovisionamiento y el gobierno en un entorno de varias nubes, a la vez que promueve una mayor agilidad en la nube sin restringir las capacidades individuales de los proveedores de nube.

Beneficios del gobierno en la nube

Un gobierno en la nube eficaz exige una solución fiable de aprovisionamiento y optimización. ITOM Optimization de ServiceNow facilita la prestación de servicios en la nube bajo demanda y, al mismo tiempo, mantiene un gasto aceptable en la nube. Con ServiceNow, puedes disfrutar de todas las capacidades de cada proveedor de nube y crear un modelo operativo unificado y gestionable en todo tu ecosistema de nube. Los beneficios incluyen:

  • catálogo estandarizado de servicios de varias nubes
  • límites de protección de políticas no invasivos
  • opciones de autoservicio empoderadoras
  • modelado coherente
  • entrega acelerada

Consideraciones sobre la gestión de varias nubes

La gestión de varias nubes puede ser difícil, dependiendo de la cantidad de nubes involucradas, tanto desde la perspectiva de la tecnología como de la optimización de costes. Los clientes tienden a suscribirse a varios servicios en la nube para evitar depender de uno solo. Un mejor enfoque es seleccionar una nube pública, analizar las funciones que ofrece y luego integrarlas.

El control de costes y la reducción de gastos generales de gestión se pueden conciliar mediante plataformas de gestión en la nube (CMP) o agentes de servicios en la nube (CSB). Ambos permiten gestionar varias nubes desde una sola ubicación. Sin embargo, estos servicios pueden limitar a los clientes a servicios con un denominador común, ignorando las ventajas exclusivas de los proveedores de servicios en la nube individuales.

Consideraciones sobre la informática perimetral

La computación en la nube a menudo se considera una alternativa a la informática perimetral. Sin embargo, la informática perimetral traslada la computación local a dispositivos locales de un sistema distribuido que normalmente se encuentra en capas alrededor de un núcleo de computación en la nube. La nube suele estar involucrada en la organización de todos los dispositivos y luego recopila sus datos, los analiza y actúa según dichos datos.

Consideraciones sobre la seguridad en la nube

Protección de los datos frente al acceso de terceros

  • La nube que eliges depende de la tolerancia al riesgo de tu organización.
  • Debes conocer la legislación sobre privacidad de los países que tendrán acceso a tus datos.
  • El proveedor limpia el almacenamiento de los medios al final de su vida útil.
  • Los usuarios pueden acceder y almacenar datos importantes solo a través de entornos operativos fiables.
  • Tienes a tu disposición un proceso de auditoría para la gestión de la seguridad o el acceso del proveedor en lo relativo a los sistemas a los que accedes.
  • El cifrado aprobado por ACSC protege tus datos en todo momento.

Protección de los datos frente al acceso de los clientes del proveedor

  • El proveedor que eliges separa cuidadosamente tus datos de los datos utilizados por otras organizaciones.
  • Tienes la opción de acceder a ordenadores específicos para tu uso exclusivo.
  • El uso de la nube no debilita tu postura de seguridad.
  • Los datos eliminados se limpian antes de su reutilización.

Protección de los datos frente al acceso de los empleados del proveedor

  • Los empleados y el personal del proveedor han sido aprobados adecuadamente.
  • Cada acción realizada por los empleados de un proveedor se revisa y registra.
  • Los centros de datos del proveedor utilizan sistemas de gestión de cables para identificar cualquier alteración.
  • El proveedor no conoce tu contraseña o clave para el descifrado de datos.
  • Cualquier visita a los centros de datos del proveedor se identifica y acompaña.

Cómo gestionar la seguridad en la nube

  • Asegúrate de que el proveedor proporcione respuestas oportunas y soporte para cualquier problema de seguridad.
  • El proveedor debe tener un plan de seguridad adecuado y robusto.
  • Se te notificará de cualquier incidente de seguridad.
  • Puedes auditar los registros y cualquier información necesaria para realizar una investigación forense.
  • Se proporcionará una compensación adecuada por infracciones de la seguridad.
  • Los empleados están capacitados para detectar y abordar cualquier incidente de seguridad.

La computación en la nube en el futuro estará generalizada y seguirá creciendo rápidamente. De hecho, se prevé que el 40 % de las organizaciones implementará tecnología de computación en la nube para el año 2022, y la informática perimetral será una parte crucial de la configuración (fuente: Learn Hub).

Las agencias de desarrollo de software encontrarán una ventaja en los marcos de trabajo ágiles que siguen, ya que podrán integrar continuamente el proceso y una rápida entrega de sistemas en la nube. Las empresas de seguridad en línea permitirán que los usuarios trabajen de forma remota desde cualquier parte del mundo a medida que se cambian a modelos de seguridad de confianza cero de Google, en lugar de seguir utilizando cortafuegos tradicionales. Las empresas de análisis de datos se centrarán continuamente en mejorar el análisis de datos para tomar decisiones informadas, y la continuidad del análisis será crucial.

Un centro de excelencia en la nube es una fusión de equipos interfuncionales, como DevOps, CloudOps, infraestructura y finanzas. El CCoE proporciona la oportunidad para que estos equipos gestionen la estrategia en la nube, el gobierno y las prácticas recomendadas, así como para que sean la ubicación de referencia para los líderes de la nube dentro de la organización.

¿Quién se beneficia del centro de excelencia en la nube?

  • Departamentos centrados en la nube, como DevOps, seguridad y finanzas, que necesitan garantizar que los diversos conjuntos de negocios dentro de una unidad de negocios siguen las prácticas recomendadas.
  • Organizaciones más grandes y de varias nubes que exigen una serie estandarizada de procesos y herramientas para trabajar en todos los CSP con fines de seguridad, operaciones, control de costes y gobierno.
  • MSP que desarrollen centros en la nube y se centren en crear prácticas recomendadas para los clientes.

¿Cuáles deben ser las prioridades de un centro de excelencia en la nube?

  • La comunicación interdepartamental
    El CCoE conecta a departamentos que utilizan, financian o miden las operaciones en la nube. Los departamentos y las partes interesadas deben tener los mismos criterios con respecto a los objetivos, los presupuestos y los plazos para las operaciones en la nube.
  • Experiencia en tecnología
    Es imperativo que el CCoE tenga una sólida experiencia en la tecnología de nube utilizada por la organización, ya que son los impulsores de la innovación dentro de la organización.
  • Gobierno
    La autoridad y la estandarización son dos elementos importantes del gobierno. Se debe otorgar a un CCoE eficaz la autoridad necesaria para crear políticas y estándares para la seguridad en la nube, el control de costes y el cumplimiento. Las expectativas son que todos los miembros de la organización se adhieran a estas políticas.
  • Repetibilidad y automatización
    Tras el establecimiento de políticas, el proceso de implementación deberá ser repetible con arquitecturas de referencia, así como con las herramientas y plataformas disponibles para el control de costes y el gobierno.
  • Participación del usuario final
    Es crucial para que el equipo del CCoE desarrolle un sentido de compromiso en los equipos; de lo contrario, la nueva estructura no tendrá éxito.

Un modelo operativo coherente

Aprovecha tus procesos de ITSM existentes y crea rápidamente un marco de trabajo de gestión unificado en entornos de varias nubes y entornos que no estén basados en la nube.

Prestación de servicios en la nube más rápida

Define fácilmente nuevos tipos de servicios en la nube mediante plantillas nativas en la nube y ofrécelas a través de un catálogo de servicios unificado. Presta servicios en la nube en tiempo real, respondiendo instantáneamente a las solicitudes de DevOps y a otros usuarios de la nube.

Fortalecimiento del gobierno en la nube

Establece límites de protección de políticas no invasivos, lo que incluye las cuotas, los tipos de servicios en la nube disponibles, las convenciones de nomenclatura, la ubicación de la carga de trabajo y mucho más. Gestiona automáticamente las aprobaciones de excepciones de políticas y, al mismo tiempo, cumple instantáneamente con las solicitudes de cumplimiento.

Capacitación de usuarios mediante el autoservicio

Brinda una experiencia de usuario optimizada y con capacidad de respuesta con un portal de autoservicio intuitivo donde los usuarios puedan crear y gestionar sus recursos en la nube.

Aprovechamiento de las integraciones de uso inmediato

Aprovecha las integraciones con proveedores de configuración y otros proveedores, lo que incluye Terraform y Ansible Tower.

La solución de ServiceNow

ITOM Optimization de ServiceNow® te permite estar a la altura de este desafío de varias nubes. Su función de gobierno y aprovisionamiento en la nube presta servicios en la nube bajo demanda y acelera la entrega de servicios al mismo tiempo que proporciona límites de protección de gobierno no invasivos y homogéneos, que evitan el gasto no controlado en la nube. Aprovecha directamente las capacidades de aprovisionamiento nativas de la nube, por ejemplo, las plantillas de AWS CloudFormation, para que tengas acceso sin restricciones a la capacidad completa de cada proveedor de la nube. Además, funciona perfectamente con la gestión de servicios de TI de ServiceNow, lo que crea un modelo operativo unificado en tu infraestructura, tanto si está basada en la nube como si no.

Catálogo estandarizado de servicios de varias nubes

Crea un catálogo de servicios en la nube estandarizados mediante la importación de plantillas de proveedores de la nube en el catálogo de servicios de ServiceNow basado en roles. Basta con que DevOps y otros usuarios seleccionen el servicio en la nube que deseen, introduzcan los parámetros de configuración y envíen su solicitud. También pueden realizar estas acciones programáticamente utilizando una API REST incorporada. ServiceNow automatiza el proceso de aprovisionamiento integral, creando los recursos en la nube solicitados en tiempo real, a menudo en segundos si no se requieren aprobaciones. Esto proporciona una forma coherente, segura y auditable de solicitar servicios en varias nubes, lo que hace posible un gobierno eficaz, a la vez que simplifica y acelera el aprovisionamiento para los usuarios.

Límites de protección de políticas no invasivos

Define permisos y políticas basados en roles para tus usuarios, creando límites de protección no invasivos que solo se activan cuando existe una condición de excepción. Algunos ejemplos de políticas incluyen cuotas de almacenamiento y CPU, tipos de servicios en la nube permitidos, convenciones de nomenclatura, ubicación de la carga de trabajo, límites de dimensionamiento de recursos, políticas de etiquetado y mucho más. Esto permite gestionar las aprobaciones de excepciones de políticas y, al mismo tiempo, cumplir instantáneamente con las solicitudes de cumplimiento. También puedes establecer arrendamientos para recursos en la nube que no sean de producción, alertando a los propietarios de los recursos cuando el arrendamiento esté a punto de caducar. A menos que el propietario renueve el arrendamiento, ITOM Optimization automáticamente deja de suministrar el recurso, lo que reduce la expansión en la nube y los activos de nube que se quedan encallados.

Capacitación de los usuarios de la nube mediante el autoservicio

ITOM Optimization facilita que los usuarios de la nube vean y gestionen todos sus servicios en la nube en un solo lugar. Su portal de usuario en la nube ofrece una experiencia unificada y similar a la de un consumidor en la que los usuarios pueden crear nuevos servicios en la nube, gestionar los ya existentes, realizar un seguimiento de las aprobaciones y ver los cambios e incidentes asociados para sus recursos en la nube. El portal también tiene información de utilización de cuotas, lo que crea conciencia situacional y alienta a los usuarios a liberar recursos en la nube que ya no se requieren. ITOM Optimization también incluye un portal de administración en la nube específico, que proporciona una ventana única donde los directores de TI pueden aplicar gobierno a sus recursos en la nube y políticas de implementación en varios proveedores de la nube.

Capacidades que se expanden con tu empresa

Prevé los problemas antes de que surjan con ServiceNow.